Consejos para que el niño pierda el miedo a ir al dentista

Llevar a su hijo al dentista es vital para mantener unos dientes sanos y promover unos hábitos de higiene bucal adecuados. Sin embargo, desde el punto de vista de un niño, la visita al dentista puede ser un acontecimiento aterrador: estar tumbado en un sillón en una habitación con la que no está familiarizado, llena de objetos y ruidos desconocidos y con un extraño que le mete instrumentos inusuales en la boca.

Además, como su hijo sigue perdiendo los dientes de leche, puede necesitar más de 10 visitas al dentista antes de entrar en el primer grado. Para ayudar a aliviar el miedo de tu hijo al dentista en el futuro, aquí tienes algunos consejos que le harán sentirse más relajado y cómodo.

Empiece a una edad temprana

Cuanto antes visite su hijo al dentista, mejor. Esto ayudará a que su hijo se familiarice con la consulta dental como un lugar seguro en el que pueden atender sus necesidades bucodentales.

Además, cuando se inician las visitas al dentista a una edad suficientemente temprana, el niño se familiarizará con él y, tras unas cuantas visitas, dejará de verlo como un extraño.

Los dentistas pediátricos recomiendan que la primera visita comience a los 12 meses o cuando les salga el primer diente.

Haz que las cosas sean sencillas

Cuando te prepares para una visita al dentista, sobre todo si es la primera vez, es importante que no compartas demasiados detalles con tu hijo. Compartir mucha información con tu hijo puede hacer que plantee más preguntas.

Además, añadir más información sobre tratamientos adicionales como los empastes dentales podría provocar una ansiedad innecesaria.

Mantenga siempre una actitud positiva cuando hable con su hijo de la próxima visita al dentista.

Utilice técnicas de relajación

Las técnicas de relajación son esenciales sobre todo para los niños que sufren ansiedad, ya que ayudan a reducir la fobia dental y les permiten estar relajados.

Una simple respiración profunda, una exhalación lenta y una inhalación profunda o pedirle a su hijo que sople burbujas a través de una pajita podría ayudar a ofrecer algo de alivio.

Los ejercicios de relajación muscular también pueden ayudar a relajar el cuerpo del niño. Trabajar constantemente con ejercicios de relajación antes de ir al dentista puede ayudar a desarrollar asociaciones subconscientes de sentirse relajado al hacer visitas al consultorio dental.

Cuidado con las palabras que utiliza

Si quieres aliviar el miedo de tu hijo al dentista, es mejor que no utilices palabras asociadas al dolor cuando hables con él sobre el dentista.

Deja que el personal de la consulta dental introduzca su vocabulario a los niños para ayudarles a superar cualquier situación difícil.

Una de las frases favoritas de los padres es la de «vamos a hacer que te revisen la sonrisa y te cuenten los dientes».

Es aconsejable que utilice términos positivos como sano, fuerte y limpio para que la visita al dentista parezca divertida en lugar de algo alarmante y aterrador.

Haz un simulacro de visita a la clínica

Antes de reservar su primera cita en nuestra clínica dental pediátrica, puedes probar a hacer un simulacro de visita al dentista.

Puedes hacer un simulacro de la visita y utilizar simplemente un cepillo de dientes para representar la herramienta de limpieza de los dientes. Incluso puedes sostener tu espejo para ilustrar cómo el dentista mirará sus dientes.

La importancia de un simulacro de visita es que hace que tu hijo se familiarice con la rutina para que se sienta más cómodo cuando llegue el momento de la visita real.

Lleva un juguete

Tener un peluche, una muñeca o una manta favorita puede ser justo lo que su hijo necesita para mantenerse cómodo durante su visita al dentista. Los objetos que le resultan familiares suelen tranquilizar a los niños.

Esperamos que algunos de estos consejos te den buenas ideas para tratar los miedos que tus hijos puedan tener asociados al dentista.

Al final, nuestro mejor consejo es hacer de las visitas al dentista una experiencia habitual para usted y toda su familia. Si sus hijos le ven ir al dentista, entenderán que es una experiencia normal de la que no hay que preocuparse.

Más información sobre Clínica Dental Gonzalvo en:

Clínica Gonzalvo. Calle Sanclemente 15-1º, Oficina 6.

De lunes a viernes, de 09 a 19:30h

Pide tu cita: 976 795 785

•  •  •

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Call Now ButtonLlama ya Ir arriba